Detrás de los libros: Una mansión en Praga, de Rocío Castrillo

unamansionenpragaSinopsis:

Últimos días de 1993. En el Sarajevo sitiado, Alexander Korac pinta la guerra desde una minúscula habitación con vistas al horror. Las terribles circunstancias que acontecen en su entorno familiar precipitan su huida a Praga. Es un hombre atormentado e incapaz de amar.

En la capital checa conoce a Adriana, una española que ha heredado una vieja mansión perteneciente a su abuela -viuda de un exiliado español que combatió en el Frente Republicano durante la Guerra Civil- y se dispone a restaurarla para montar un negocio de organización de fiestas y eventos sociales. Además de la mansión, otro legado familiar configura su existencia: sus genes están marcados por el estigma de las mujeres que aman demasiado.

Alexander y Adriana viven una turbulenta historia de amor con el trasfondo de las grandes guerras de finales del siglo XX: Yugoslavia, Chechenia, Zaire, Kosovo, Sierra Leona, Afganistán e Irak.

Primeras líneas

“Alexander Korac, serbio de Sarajevo, llevaba más de un año encerrado en la minúscula habitación que ocupaba en la casa de sus padres. Se negó a empuñar las armas en esa guerra estúpida que jamás entendería y que estaba destrozando familias enteras, la suya incluida. Había pensado muchas veces en  abandonar aquel infierno, pero le faltaba valor. Solo cuando vio los cadáveres de su cuñada María y de su sobrina Sara, de seis años, escarchados en el asfalto, decidió que era el momento de huir. Sabía que tardaría siglos en borrar esa imagen de su mente, y dudaba si alguna vez sería capaz de perdonar a su hermano y a su madre.”

ficha tecnica una mansion en praga

Descubriendo Una mansión en Praga

Pregunta: ¿A que tipo de público va dirigido?

Respuesta: A todos los interesados en conocer la historia de las grandes guerras que marcaron la transición entre los siglos XX y XXI, desde Yugoslavia a Irak; y en descubrir cómo las huellas de la guerra determinan la forma de vivir, de amar y de relacionarse de las personas que las sufren. Básicamente, la novela es la historia de un amor pasional, convulso y contaminado por el horror de los acontecimientos que suceden en la época en que se desarrolla.

P: ¿Cuáles son los ingredientes principales que componen la historia?

R: El amor, la amistad, la pintura, la guerra y la paz. Su protagonista es un pintor serbio de Sarajevo que, como Goya, necesita documentar con su arte los desastres de la guerra.

P: ¿Qué crees que puede aportarle al lector?

R: Prefiero que sea la crítica quien responda a esta pregunta. Valgan, para ello, las frases siguientes:

“Una mansión en Praga muestra una galería de personajes en prototipos perfectamente dibujados  y los sitúa alrededor de una historia de amor y de pasiones, de amor apasionado y apasionante. Pero no es esta una historia de amor romántica al uso, sino la de un amor contaminado por la guerra, un amor que no puede liberar a sus protagonistas de las consecuencias de la violencia y de la locura que la guerra introdujo en sus vidas… Es esta la novela de una narradora omnisciente, con muchos diálogos, en la que las situaciones se desarrollan intensamente, a veces a velocidad de vértigo”. Publicado en El Faro de Vigo el 13/03/2013. Autor: Francisco R. Pastoriza, profesor de la Universidad Complutense de Madrid y crítico literario.

P: ¿Cómo se te ocurrió la idea y cuánto tardaste en llevarla a cabo?

R: Viví en Praga entre 1994 y 1996, mientras la vecina Yugoslavia se desangraba en una guerra cruel y fratricida. Conocí a muchos yugoslavos que llegaron a la capital checa huyendo del horror. Ellos me inspiraron la novela. Cuando volví a España, a finales de 1996, empecé a construir mentalmente la trama de la obra y a pensar en el destino de sus personajes. No escribí nada porque el ejercicio profesional del periodismo absorbía todo mi tiempo. Después, durante mi etapa como redactora en TVE -de 2003 a 2008- aprovechaba mis ratos libres para meterme en una cabina a visionar imágenes de las guerras que pretendía narrar en la trama, además de leer cientos de teletipos y seleccionar la información que consideraba relevante. Finalizada esta labor, decidí que era el momento de sentarme a escribir. Con toda la historia en mi cabeza y la documentación que necesitaba encima de la mesa, tardé un año completo desde que escribí la primera frase del libro hasta que puse la palabra fin, en jornadas diarias de 10-12 horas de trabajo. Muchas veces, sin parar ni siquiera para comer.

P: ¿Una vez terminada, ¿qué vino después? ¿Cómo salió adelante?

R: Estuve más de un año enviando el manuscrito. Primero, a las grandes editoriales y después, a medianas e incluso pequeñas. De la mayoría no obtuve respuesta; otras me comunicaron el rechazo con una carta tipo que me dejaba claro que no habían leído el texto. Me llegaron varias ofertas para publicarla en régimen de autoedición o coedición, pero decidí rechazarlas. Con todos mis respetos para los autores que apuestan por la autopublicación, yo no quise dar este paso. Pienso que muchos lectores no ven con buenos ojos la Literatura autopublicada, por la simple razón de que esos libros no han pasado ningún filtro distinto al de su propio autor. Guardé el manuscrito en un cajón y empecé a escribir un blog de relatos eróticos y recetas de cocina con un gran éxito de audiencia desde el principio. A través de este blog me conoció Enxebrebooks, una pequeña editorial gallega que decidió apostar por mi novela e invertir en ella para que viera la luz. Habían pasado 4 años desde que terminé de escribirla.

P: ¿Te ves reflejada en alguno de los personajes?

R: Aunque esta novela no es, ni mucho menos, autobiográfica, sí debo reconocer que en ella se mezclan historias personales que han marcado mi vida -un amor procedente del Este de Europa, una mansión familiar o la muerte de un ser querido- con el ejercicio profesional del periodismo. Una Mansión en Praga encierra muchas horas husmeando montañas de teletipos, mirando imágenes bélicas y recopilando datos. De hecho, toda su trama es una fabulación construida sobre hechos históricos muy documentados.

P: Hablemos del resultado. ¿Qué es lo que más te gusta? ¿Cambiarías algo?

R: Lo que más me gusta es la propia estructura de la novela: la narración -lineal en el tiempo- de hechos históricos bien documentados en los que se sitúan unos personajes que, aunque pertenezcan a la ficción, son muy verosímiles. Ello provoca que el lector se identifique con sus pensamientos, sentimientos, conductas o reacciones. También quisiera destacar el ritmo, que obedece a la forma en que a mi me gusta leer: una narración vibrante donde los hechos se suceden a gran velocidad, lo que incita a seguir leyendo para averiguar qué sucede en la página siguiente.

Ahora no cambiaría nada de la novela. No paré de retocarla en los cuatro años que pasaron desde que terminé de escribirla hasta que se publicó.

P: ¿Por qué debería el lector hacerse con este libro?

R: Prefiero que sean los propios lectores quienes respondan a esta pregunta. Reproduzco a continuación algunas de las opiniones que los lectores han colgado en las redes sociales, sobre todo Facebook y Twitter:

“Una historia apasionante en un marco demoledor… Me ha encantado!!! Felicito a Rocío Castrillo por su ópera prima”. Victoria Guitart.

“Acabo de terminar Una mansión en Praga. Buen libro, bien escrito, y me ha hecho meterme a investigar la guerra de Yugoslavia. Me ha mantenido expectante, sobre todo los últimos capítulos. La forma de escribir directa, rápida y clara”. Marisa lópez Jurado.

“Una historia que te atrapa! Y pese a la guerra, es posible amar? Una novela que hay que leer! Begodj08.

¿Quién es Rocío Castrillo?

rocio castrillo 2Soy periodista, madre de un niño de 12 años y hace algunos que pasé de los 40. Mi currículum profesional, desarrollado en grandes medios como RTVE o Cambio 16, incluye más de 200 portadas publicadas en la prensa nacional y un Premio de Periodismo del Ministerio de Trabajo en 2001 por una serie de artículos sobre la violencia de género. Soy autora de la novela Una Mansión en Praga y del blog Abremeloya, de relatos eróticos y recetas de cocina con solera. Actualmente estoy terminando mi segunda novela, de género erótico y basada en algunos de los relatos del blog. Divorciada desde hace un lustro, viajera incansable y noctámbula empedernida, mis grandes aficiones terminan en ar: viajar, narrar, cocinar, trasnochar y amar. Para saber más sobre la autora, podéis seguirla en Facebook y Twitter, así como adquirir Una mansión en Praga en Amazon y en la web de Descubrebooks.

The following two tabs change content below.
avatar
Nuevas Letras es una revista digital especializada en literatura, edición y nuevas tecnologías, independiente y de carácter colaborativo, que se ocupa de analizar y desglosar los últimos avances en el mundo de las letras.
avatar

Latest posts by Revista Nuevas Letras (see all)

1 Comentario en "Detrás de los libros: Una mansión en Praga, de Rocío Castrillo"

Trackback | Comments RSS Feed

  1. avatar emi abbott dice:

    “Una Mansión en Praga” es una novela que se merece un puesto ya en la lectura obligada de la ESO. Y “eso” como mínimo. El descubrimiento de una escritora contemporánea de futuro.

Deja un comentario